Idioma: ES
Edificio E

Instituto Americano del Concreto otorga Premio Excelencia de la Construcción al edificio de Posgrados

El edificio Luis Guillermo Aycardi se llevó los honores en el concurso Excelencia de la Construcción en Colombia 2022, en la categoría Edificios/estructuras de baja altura del Instituto Americano del Concreto (ACI), seccional colombiana. Ahora representará a Colombia a escala mundial.

Por: Escuela Colombiana de Ingeniería Julio Garavito

El edificio bioclimático que hace apenas cuatro meses se entregó a la comunidad educativa para darle la bienvenida a la presencialidad, hoy ostenta con orgullo un reconocimiento nacional gracias a la innovación, complejidad y logros en el aprovechamiento del concreto como material de construcción. Más aún, se apresta a representar a Colombia en su categoría, en el concurso mundial que lleva a cabo el Instituto Americano del Concreto (ACI).

Se trata del edificio de Posgrados Luis Guillermo Aycardi, una obra de ingeniería y construcción colombiana que se erige orgullosa en el corazón del campus de la Universidad Escuela Colombiana de Ingeniería, como eje articulador de la actividad académica y testigo de la obra del cofundador de la Escuela, a quien en vida se le conoció como el padre de las estructuras.

El jurado reconoció el nivel de innovación, la complejidad y los logros en el aprovechamiento del concreto como material de construcción y no dudó en otorgarle el honroso primer lugar a la edificación.

La moderna y sólida construcción sostenible que se inauguró el pasado jueves 26 de mayo, está diseñada y estructurada para una población total de 1290 personas: profesionales que buscan despertar inquietudes, retarse y contribuir a un futuro brillante para el país.

La obra, cofinanciada por Findeter, mejora y aumenta los ambientes educativos para los estudiantes de posgrado, y los hace propicios para el desarrollo de aprendizajes de alta calidad y experiencias pedagógicas para la vida profesional.

Como a todo lo que hizo en su vida, el doctor Luis Guillermo Aycardi le puso el alma al diseño estructural de este edificio, cuya arquitectura fue concebida por Stefano Anzellini Fajardo, con la dirección del Rector de la Escuela, ingeniero Alfonso Rodríguez Díaz.

Un desafío con nombre propio

Construir el edificio Luis Guillermo Aycardi fue todo un reto arquitectónico para la universidad, que este año cumple medio siglo de compromiso académico con el país, pues se realizó durante los dos años marcados por la pandemia.

Aun ante el difícil momento por el que atravesaba la educación superior en Colombia, la institución mantuvo su compromiso de transformar permanentemente su campus para brindarle a su comunidad un escenario formativo moderno, arquitectónicamente sostenible e inmerso en la cultura de la digitalización.

Lo hizo siguiendo sus principios misionales y la ruta de desarrollo que se trazó hace medio siglo, como respuesta a su convicción de que la presencialidad es la razón de ser de la educación superior.

FOTO11

El resultado fue esta construcción de tres pisos, semisótano, terraza y áreas exteriores que prestan diversos servicios. El semisótano cuenta con tres auditorios, un recinto del silencio y 56 parqueaderos. Los dos primeros pisos están destinados a aulas de clase interactivas que utilizan la más alta tecnología informática. En el tercer piso se encuentran las salas de cómputo y otras aulas de clase.

El edificio se proyectó con grandes espacios de trabajo colaborativo en los que los estudiantes disfrutan de áreas que propician nuevos conceptos de aprendizaje. Su terraza transitable se comunica con las oficinas administrativas de posgrado e investigación e incluye una moderna sala de juntas.

El premio

Este año, el edificio de Posgrados Luis Guillermo Aycardi fue presentado al concurso Excelencia de la Construcción en Colombia 2022, en la categoría Edificios/estructuras, organizado por la ACI.

Luego de algunas semanas de deliberaciones, el vicepresidente de la Seccional Colombiana de la ACI, Fabián Lamus Báez, le hizo saber a la universidad la decisión unánime: su edificio estaba en el primer lugar y, adicional a este reconocimiento, está postulado ante la ACI Internacional para participar con otros proyectos a escala mundial.

Los criterios que tuvieron en cuenta los jurados para evaluar las construcciones participantes fueron: mérito arquitectónico; mérito de ingeniería; creatividad, técnicas o soluciones de construcción innovadoras; uso innovador de materiales (características especiales del concreto); ingenio, sostenibilidad y resiliencia (ecológico y ambiental); funcionabilidad e idoneidad para su uso final, y grado de dificultad (desafíos del proyecto y resolución de problemas).

FOTO3

Al sustentar el grado de dificultad de la construcción, los directivos de la Escuela aseguraron: “Fue necesario innovar en el rediseño de procesos secuenciales muy cuidadosos y adaptar técnicas constructivas, dado que las labores se llevaron a cabo durante la pandemia de Covid-19, coordinando grupos pequeños de operarios en turnos sincronizados”. Así mismo, recalcaron que el edificio es “la bisagra que articula el corazón del campus: su geometría en curva orienta los ejes visuales y de circulación”.

En el mes de agosto, durante un evento virtual masivo, la universidad tendrá la oportunidad de exponer su proyecto ante el público, enfocándose en detalles de la parte constructiva que seguramente llamarán la atención de los espectadores.

Desafíos en pandemia

Durante la pandemia, la universidad inició la construcción de otros dos proyectos de infraestructura. Se trata de la rehabilitación del edificio L1, de 1.038 m2, destinado a nuevos laboratorios del Programa de Ingeniería Ambiental; y la nueva cafetería, de 1.357 m2, con un modelo arquitectónico innovador que amplía la capacidad de servicio y mejora la calidad de vida de la comunidad.

Estas construcciones se sumaron al edificio de Posgrados, cuya área total es de 6.278 m2, y el Centro de Reflexión, de 57 m2, realizado con las donaciones de algunos graduados destacados y empresas del sector de la construcción que han participado en otros proyectos con la Escuela. En estas construcciones, que amplían considerablemente la infraestructura de la universidad, se han invertido aproximadamente $35.000.000.000.

Lo realmente esencial para la Escuela es que, con cada una de estas obras, ha podido generar nuevas y renovadas interacciones entre su comunidad educativa que se apresta a celebrar 50 años de fundación con dinamismo institucional, académico y una conciencia social y ambiental a toda prueba.

centro de reflexión.jpg

Una muestra de ello es el proyecto de energía solar fotovoltaica con Celsia, que se consolidó en la cubierta del edificio I, complementando el proyecto fotovoltaico que inició la universidad en el año 2018 para tener un gran laboratorio en el Programa de Ingeniería Eléctrica, centrado en la generación de energía amigable con el medioambiente.

Dentro de los proyectos a mediano plazo se encuentran la consolidación del campus, que incluye el Centro de Información e Innovación, y la construcción de nuevos laboratorios.